Comparte este trabajo:

3 razones para cambiar la instalación eléctrica de tu casa

Una de las reformas más habituales dentro de una vivienda, es la del baño. Pero, dentro de esta estancia, ¿sabías que muchas personas deciden cambiar la bañera por el plato de ducha?

Si tienes pensado hacerlo y te preguntas por el precio aproximado, no te pierdas este artículo. Despejamos la incógnita:

Precio de cambiar una bañera por un plato de ducha

En términos de accesibilidad, de comodidad o de limpieza, un plato de ducha resulta más cómodo para el día a día que una bañera. Sin embargo, siempre intentamos combinar las dos opciones -si tenemos dos baños- para poder darnos baños relajantes de vez en cuando.

Claro que, si no quieres saber nada más de tu bañera y prefieres instalar un plato de ducha, es normal que te preguntes por el precio de esta pequeña “reforma”. Conocida habitualmente como reforma parcial del baño.

A la hora de proceder, entran en juego distintos aspectos, porque para hacer este cambio tendrás que sustituir algunos elementos. Lo primero es quitar la bañera, el grifo, la mampara si la tienes y los revestimientos. El resto del baño, en principio, no le afecta en absoluto la reforma, pero es necesario protegerlo.

Lo siguiente, es proceder a instalar el plato de ducha. El cambio puede realizarse de manera total o parcial. Es decir, si es parcial, solo se alicata la zona que ocupaba la bañera y se mantiene o aprovecha el resto del alicatado. Si es total, se alicata de nuevo la zona entera. Alicatar todo sale más caro que aprovecharlo.

Otro de los aspectos que afectan al precio, es si mover o no el grifo. También se puede personalizar la altura en base a tus preferencias.

El siguiente punto que influye en el precio del cambio de la bañera por la ducha, son los distintos modelos de ducha disponibles. Puedes optar por una ducha con mampara angular corredera, frontal, plegable o de cristal fijo. Hay muchas opciones más o menos populares que deberás elegir según tus necesidades.

Lo mismo para el tema de los materiales, no todos cuestan lo mismo. Puedes optar por platos de ducha de piedra natural, acrílicos, cerámicos, sintéticos, de poliuretano, etc. Una grifería sencilla, con una columna de hidromasaje, etc. Así como distintos revestimientos o mamparas.

Teniendo en cuenta todo esto, el precio final del cambio de una bañera por un plato de ducha puede rondar los 500 ó los 2.000 euros de media.

Lo ideal es estudiar cada caso por separado. Pregúntanos y te daremos presupuesto sin compromiso.

Otras entradas de nuestro blog

Descubre las tarimas exteriores y su funcionalidad

Comparte este trabajo: