Comparte este trabajo:

Escaleras: todo lo que tienes que saber de ellas

Las escaleras son uno de los elementos arquitectónicos más conocidos y antiguos del mundo. De hecho, en las primeras construcciones, ya se veía la implantación de las escaleras para acceder a pisos más altos.

Sin embargo, aparte de cumplir su función que es la unión entre distintos niveles de un lugar, también tienen un factor de diseño. Si quieres reformar tu vivienda y tiene dos plantas o por el contrario, vas a construirla desde 0 y no sabes qué estilo ponerle, aquí te dejamos los tipos de escaleras.

Antes de comenzar, debes tener en cuenta que una escalera se construye dentro de un marco de normas estatales y locales para ofrecer la mayor seguridad del cliente. El Código Técnico de Edificación (CTE) es el que regula en nuestro país cómo debe estar hecha una escalera para que sea válida y esté dentro de la ley. Rige, por tanto: altura entre escalones, tamaño del peldaño, descanso, altura o barandilla.

Tipos de las escaleras

Rectas:

No tienen giro alguno, son lineales y sin ningún cambio de dirección. Son las más sencillas de llevar a cabo y las más funcionales. Dentro de las rectas podemos encontrar escaleras que tienen un descansillo intermedio o que van directas a la zona de arriba.

Normalmente la construcción se hace pegada a la pared o entre dos paredes para apoyarla. De esta manera, se puede instalar una barandilla en el otro lado de la escalera o no a modo decorativo.

Ida y vuelta:

Son muy comunes. Las escaleras de ida y vuelta incluyen en mitad del trayecto un descansillo. Aquí se cambia de dirección hacia el lado opuesto del que se viene. De ahí su propio nombre. Es decir, siguen direcciones opuestas.

Las escaleras de ida y vuelta tienen una variante que son las escaleras en forma de U. Estas, a su vez, pueden ser rectas o por el contrario, curvas. Las rectas tienen en mitad varios peldaños para hacer la forma “cóncava” o bien el descansillo es más grande de lo normal. Son muy típicas en edificio.

Escaleras en forma de L:

La dirección de la escalera en mitad del descansillo, gira unos 90º hacia uno de los lados. Estas también son comunes en casas con una distribución irregular.

Escaleras curvas:

Pueden ser tanto ovaladas como elípticas o semicirculares. Aquí destacan las escaleras de caracol. Estas no tienen descansillo y se aleja de la rectitud de las demás. La altura se nota más al estar los peldaños de manera progresiva hacia arriba.

Compensadas:

Estas últimas son una combinación de tramos rectos y circulares. No tienen descansillo y el espacio que ocupan va graduándose a medida que va ascendiendo.

Diseños

Las escaleras tienen una importancia estética aparte de la técnica. Ayuda a cómo vemos una casa cuando entramos por primera vez.

Así, dependiendo del diseño de la casa, el material es importante. Los materiales más usados son el mármol, el cemento o la madera.

Al igual que el material es importante, también lo es la forma en la que coloquemos las barandillas. Estos, son elementos en donde una persona se apoya para subir las escaleras. Las barandillas más usadas y modernas son:

Cristal

Es propia de las escaleras rectas. Este diseño es moderno y da mayor sensación de amplitud en la casa. Sin embargo, es difícil apoyarse en ella para subir. A veces se le añade del otro lado, pegado a la pared, una barandilla más funcional.

Cables

Es otra técnica bastante moderna que destaca en escaleras con líneas rectas, como en las escaleras de L o en las de un solo tramo, aunque estas son aplicables a cualquiera.

Los cables van en uno de los lados de las escaleras (del otro tenemos la pared) y van tensados en el extremo de cada baldosa.

Barandilla tradicional

La barandilla tradicional nunca defrauda en ningún diseño. Es metálica o de madera y puede variar su color y forma dependiendo del diseño de la casa.

En definitiva, el diseño de la escalera deberá ser acorde a la casa. Tiene, dentro de un margen legal, todas las comodidades que es elegir forma, color y diseño en su conjunto. Desde OTTO Rehabilitaciones nos ponemos a su disposición para que obtengas la reforma y casa de sus sueños.

Otras entradas de nuestro blog

Comparte este trabajo: