Tipos de puertas correderas

Comparte este trabajo:

Cuando te decides a realizar una reforma integral de tu vivienda tienes que definir todos los elementos que pueden mejorar tu hogar y las puertas son algo indispensable. Saber dónde ubicarlas y cómo las quieres es algo sumamente necesario antes de empezar con la transformación de tu hogar. Por eso, desde OTTO Rehabilitaciones, te ofrecemos este artículo donde te mostraremos un tipo de puertas bastante desconocidas para muchos, ¡las puertas correderas!

Cada vez son más habituales las casas pequeñas y, por consecuencia, con una decoración más minimalista.

Es por este motivo, que a pesar de la cantidad de años que hace que existen las puertas correderas, no ha sido hasta ahora que se han puesto más de moda. Por una sencilla razón, ocupan menos espacio. 

Pero, si estás pensando en poner una puerta corredera en alguna habitación de tu vivienda, o incluso en tu oficina, antes debes tener en cuenta una serie de factores, ya que no todas las puertas son iguales. Por ello, antes de escoger alguna debes tener en consideración la que mejor se vaya a adaptar a tus necesidades. 

Clasificación según el número de hojas y su movimiento

Lo primero que debes tener en cuenta a la hora de elegir la mejor puerta corredera para una habitación concreta es la forma de apertura y cierre que tiene, característica muy importante porque depende del espacio y la ubicación donde se quiera poner. En este sentido, se encuentran ocho tipos distintos de puertas correderas:

1. De una hoja

Son las más sencillas y se suelen usar en habitaciones interiores, como baños, cocinas o dormitorios. Se trata de un único panel que se mueve de forma horizontal, tanto hacía un lado como hacía el otro. Este tipo de puertas se puede colocar tanto en guías como encastradas en la propia pared.

2. Puertas correderas enfrentadas:

Son también muy habituales, constan de dos puertas colocadas en un mismo carril que se abren cada una en un sentido, consiguiendo una apertura de gran tamaño. Se suelen usar, sobre todo , en salones o en zonas de separación entre el salón y el comedor, consiguiendo una continuidad en la sala.

3. Paralelas

Se encuentran colocadas en dos carriles paralelos y se abren una sobre la otra, por lo que dejan siempre una zona cerrada. Se suelen ver en armarios empotrados y vestidores.  Su instalación es más complicada dado que deben encajar correctamente para no perder, tanto estética como el aislamiento acústico o térmico.

4. Telescópicas

Suelen ser de gran tamaño, llegando a cubrir todo el espacio de la pared, desde el suelo hasta el techo. Pueden tener dos o tres hojas incluso y se abren en cadena, es decir, una sobre otra en la misma dirección. En estos casos, no suele usarse como material el cristal o el metal, normalmente las hojas son fabricadas con madera con algún tipo de chapado. 

5. Puerta corredera con una parte fija

Este tipo de puertas constan de dos partes, una fija a modo de pared, que suele ser de cristal, y otra que funciona como las de una hoja sobre la parte inmóvil. Se suelen usar en espacios donde se necesita bastante luz, pero el lugar más habitual para ver este modelo son las duchas.

6. Para las esquinas

Estas puertas se cierran en el vértice de una esquina, ya que cada hoja pertenece a una pared, formando un ángulo de 90 grados. Son muy frecuentes en oficinas.  

7. Puertas correderas plegables

Se suelen usar en salones con salida a terrazas o patios y se suelen fabricar en vidrio. En algunos casos se usa en armarios de grandes dimensiones con hojas principalmente de madera. Las hojas se pliegan sobre sí mismas mientras se recoge la ventana. Su cierre es de tipo acordeón.

8. Apilables

Son otro tipo de puertas correderas, pero en este caso se cierran a modo de persiana, todas las partes van sobre el mismo raíl, y quedan las hojas paralelas y pegadas. Las hojas son conducidas por una guía.

Tipos de puertas correderas teniendo en cuenta el material de fabricación

Otro punto a destacar a la hora de elegir la puerta corredera ideal es el material usado para su fabricación. Los más habituales para este tipo de mobiliario son tres:

  • Cristal: son muy usadas en zonas que necesitan mucha luz, como cocinas, baños u oficinas. Debes valoras que estas puertas deben seguir la directiva europea, y esta dice que el cristal usado para su fabricación debe ser templado y de seguridad.
  • Madera: son muy habituales para zonas interiores, como dormitorios, salones o incluso pasillos, ya que consiguen un mayor aislamiento acústico.
  • Metal: no son tan habituales como las anteriores, pero también tienen características positivas, ya que las puertas de metal son muy robustas y tienen una gran durabilidad. Debido a su diseño industrial, se suelen ver sobre todo en oficinas o en casas con decoración minimalista.

Categorías según la forma de colocación de las puertas

Una vez que hayas elegido el material para tu puerta corredera y el tipo de movimiento que hará, es el momento de que escojas la forma de colocarla con respecto a la pared. De este modo, se encuentran dos tipos más de puertas:

  • Puertas correderas encastradas: tal como indica su nombre, son aquellas puertas que se encuentran encajadas a la pared, es decir, que se ocultan totalmente, mediante los raíles dentro de los tabiques. Se requiere mayor inversión, ya que es necesario realizar una obra par conseguir ponerlas.
  • Puertas correderas exteriores: se colocan vistas, a través de la instalación de bisagras metálicas. Estos herrajes, a su vez, pueden estar descubiertos o bien tapados con tablas de otro material.

A nosotros las puertas correderas nos encantan, ya que se trata de una forma de separación de estancias muy estética y que facilita el aprovechamiento de todo el espacio libre posible. ¿Qué más se puede pedir?

De todas formas, si necesitas más información o tienes alguna duda sin resolver, contacta con nosotros, desde OTTO Rehabilitaciones, te ayudaremos en todo lo que podamos y sin ningún tipo de compromiso, ¡estamos a tu disposición!

Comparte este trabajo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.